La familia y su relación con la escuela

Compartir

La participación de las familias en la escuela es fundamental para garantizar el éxito escolar y social del alumnado. La implicación y participación de las familias en los institutos debería considerarse como un eje central en los programas de mejora del logro académico de los estudiantes, pues la educación es demasiado para solo dejarlo en manos de los docentes.

Colaboración de la familia en la escuela

La familia ha dejado de concebirse en términos institucionales para ser considerada como un espacio de comunicación entre sus miembros. En nuestros días cuando las familias presentan dificultades graves en su funcionamiento se podría plantear la necesidad de que la mayoría de las actividades educativas se realicen en contextos compensatorios fuera de ellas como en la escuela, donde reciban la información suficiente y adecuada para ser ciudadanos responsables. No obstante se requiere una sinergia entre ambas instituciones para obtener efectos positivos como:

Los beneficios que se obtienen son: creación de altos niveles de confianza recíproca escuela-familia, generación de normas compartidas por la comunidad, creación y gestión de recursos de la comunidad y mayor cooperación y coordinación en el trabajo de equipo.

No obstante el reto de gran importancia es el conjugar las experiencias educativas escolares con las de aprendizaje en el hogar y con las surgidas fuera de estos dos ámbitos. Sobre esto cabe señalar que las funciones educativas del hogar no se pueden potenciar haciéndolas semejantes a las desempeñadas por las escuelas, sino diferenciándolas y complementándolas.

Musitu, G. (2016). La familia y su relación con la escuela. En Esteves, E. y Musito, G. (Coord.). (2016). Intervención Psicoeducativa en el ámbito educativo, social y comunitario. (pp.83-104). España: Paraninfo.

Estudiante de Psicología. Desde hace 21 años jugando a ser humana.

Be first to comment