La infelicidad de no sentir lo que se quiere sentir

Compartir

¿Cuáles son las experiencias emocionales que todos deberíamos experimentar para sentirnos bien? Una sonrisa de oreja a oreja, sinónimo de felicidad no siempre lo es todo al momento de hablar de emociones.

Si bien los seres humanos nos vemos enfrascados en la búsqueda constante de felicidad, donde maximizamos las buenas experiencias y minimizamos aquellas emociones y sentimientos que nos desagradan. La realidad es que necesitamos más bien de sentir las emociones correctas en el momento esperado, tal y como Aristóteles lo planteaba.

En un estudio planteado en la revista  Journal of Experimental Psychology: General  seleccionaron población de 8 países para representar diferentes regiones culturales: Estados Unidos, Brasil, China, Alemania, Ghana, Israel, Polonia y Singapur. Con esta población analizaron aquellas emociones que eran más deseadas. Esto desde la perspectiva de su lengua materna, lo que hace más enriquecedor el experimento.

Si bien los resultados mostraron que la mayoría de la población prefería las experiencias más satisfactorias. También quedo demostraba una interesante tendencia a sentirse satisfechos cuando sentían lo que querían o aquello que cubría sus expectativas.

11% deseó sentir menos emociones positivas, mientras que 10% deseo mayores emociones negativas.

Un ejemplo de esto que podría sonar un tanto contradictorio son aquellas personas que les gustaría experimentar mayor enojo al leer sobre injusticia en las noticias o aquellos que desearían sentir menos “amor” por sus parejas, dentro de una relación tóxica.

En resumen aquellos que indicaron haber experimentado las emociones deseadas reportaron mayores indices de satisfacción y menores índices de depresión.

Referencia

Tamir, M., Schwartz, S. H., Oishi, S., & Kim, M. Y. (2017). The secret to happiness: Feeling good or feeling right? Journal of Experimental Psychology: General, 146(10), 1448-1459.http://dx.doi.org/10.1037/xge0000303

Estudiante de Psicología. Desde hace 20 años jugando a ser humana.

Be first to comment