La discriminación y la pedagogía de la igualdad

Compartir

La discriminación es una práctica que esta a la orden del día en muchos de los espacios sociales en los que convivimos. Sin embargo esto no significa que sea algo que deba naturalizarse y pasar desapercibido.

De acuerdo a la CONAPRED (2013) “la discriminación es una práctica cotidiana que consiste en dar un trato desfavorable o de desprecio inmerecido a determinada persona o grupo, que a veces no percibimos, pero que en algún momento la hemos causado o recibido”. Es decir se trata de una distinción o diferenciación que ocasiona algún daño a ciertos individuos.

La discriminación puede tener sus causas en diferentes factores: lo económico, social, cultural, político, biológico, entre otros. En nuestro país el nivel socioeconómico juega un papel relevante; puesto que las víctimas de desigualdad, suelen sufrir mayores niveles de discriminación.

De acuerdo a Pérez Portilla (2006) la producción y reproducción de la discriminación se da a 4 niveles, los cuales están estrechamente relacionados:

  • Personal: Se enfoca sobretodo a las creencias, actitudes, prejuicios y comportamientos de los individuos. Dentro de la dinámica es el nivel donde es más difícil identificar la discriminación.
  • Institucional: Las instituciones en ocasiones establecen prácticas y mecanismos que dejan de lado los derechos de las personas, negándoles los servicios correspondientes.
  • Cultural: La sociedad posee significados y valores colectivos que determinan de forma acrítica la forma de accionar con el otro, derivando en situaciones de discriminación.
  • Estructural: Todas estas situaciones van tejiendo un complejo de desigualdad dentro de lo físico y lo simbólico, este último es donde se complica la forma de accionar contra la discriminación.

No obstante establecer medidas contra la discriminación no es utópico. Dentro de la pedagogía de la igualdad se busca establecer saberes científicos y morales para una vida común. Por tanto la escuela se convierte en un medio para tener acceso al acervo cultural que permita alejarnos de la ignorancia y dejar de ver a los demás como “el otro”.

Es decir se pretende que por medio del conocimiento se establezca empatía y compresión ante las diversas situaciones. De esta forma los individuos serán participes de una transformación en lo individual hasta escalar a lo estructural.

Algunos de los problemas que se deben tener en cuenta durante este proceso son los siguientes:

  • La exclusión incluyente: condiciones desfavorables para el aprendizaje a todos los niveles.
  • La universalización sin derechos
  • La expansión educativa condicionada
  • La escolaridad degradada pedagógicamente en función del acceso a los recursos económicos
  • El racismo educativo

Referencia:

Conde González, F. (2014). Desigualdad,discriminación y pedagogía de la igualdad. Revista Electrónica “Actualidades Investigativas en Educación”, 14 (1), 1-20.

Estudiante de Psicología. Desde hace 20 años jugando a ser humana.

Be first to comment