De un miau a la literatura: Escritores amantes de los gatos

Compartir

La escritura puede ser una actividad completamente solitaria, pues es la soledad la que nos permite hacer un proceso de introspección y elegir las palabras adecuadas para expresar aquello que vamos viviendo o experimentando en lo real o imaginario. No obstante, los escritores nunca estuvieron solos muchas veces hicieron presentes en sus vidas a los gatos;  animales que compañía que tuvieron funciones más allá de eso.

El gato como compañero literario derivó eventualmente en inspiración de algunos escritores, quienes en este misticismo propia de la naturaleza de este animal los encamino a ver a la vida-muerte desde una visión completamente nueva, ajena al mundo de los que nunca han tenido la oportunidad de interactuar con este felino.

Carlos Monsiváis

Resultado de imagen para Carlos Monsiváis gato

Carlos Monsiváis fue un escritor mexicano con una profunda adoración a los gatos. En 2008, Claudia Vázquez Lozano se acercó al escritor, por medio de un e-mail, para pedirle apoyo en la iniciación de una fundación con el fin de proteger a los gatos, fue así como nació la asociación civil “Gatos Olvidados”.  Por lo que su amor por los gatos era total.

Monsiváis tuvo una gatita llamada “Miss Oginia” a la cual salvo de la eutanasia y le era totalmente fiel: durante su enfermedad Monsiváis se hacía acompañar de esta gatita. Por otro lado, se encuentra “Catástrofe” quien llegó a su casa, por medio de la fundación y acompañó junto con sus demás gatos, realmente si los nombráramos la todos la lista sería interminable.

Charles Bukowski

Resultado de imagen para Charles Bukowski gato

“En mi próxima vida, quisiera ser un gato”, escribió Charles Bukowski en su poema “Mis gatos”. El escritor alemán que pasó la mayor parte de su vida en California, tenía un apreció por los gatos que lo llevó a ponerlo por escrito en su obra y a tener junto con su esposa 9 de ellos.  “Tener un montón de gatos es bueno. Si te sientes mal, sólo tienes que ver a tus gatos para sentirte mejor, porque ellos saben que las cosas son como son” señala Bukowski en una entrevista realizada a Sean Penn en 1987.

Jorge Luis Borges

Resultado de imagen para Jorge Luis Borges gato

“Siempre preferí el enigma que suponen los gatos” menciona Borges, quien tuvo por gato a Beppo. Beppo en realidad se llamaba Peppo, nombre de un jugador de la época, sin embargo Borges consideró el rebautizar a su gato, debido al gato de Lord Bayron, importante poeta inglés.

A este famoso gato le dedico “A un gato”:

No son más silenciosos los espejos
ni más furtiva el alba aventurera;
eres, bajo la luna, esa pantera
que nos es dado divisar de lejos.
Por obra indescifrable de un decreto
divino, te buscamos vanamente;
más remoto que el Ganges y el poniente,
tuya es la soledad, tuyo el secreto.
Tu lomo condesciende a la morosa
caricia de mi mano. Has admitido,
desde esa eternidad que ya es olvido,
el amor de la mano recelosa.
En otro tiempo estás. Eres el dueño
de un ámbito cerrado como un sueño.

Haruki Murakami

Resultado de imagen para Haruki Murakami gato

Para los seguidores de Murakami seguro no es novedad la fascinación del escritor japonés hacia los felinos, sobre todo por la cultura de la cual proviene y que se ve presente en sus obras. En su texto “El pueblo de los gatos”, Murakami nos dibuja una escena surrealista donde los gatos tienen el control de un pueblo, al cual un joven decide visitar y una vez pasada la impresión decide permanecer, aunque uno nunca sabe cuándo los gatos se liarán algo.

Julio Cortázar

Resultado de imagen para Julio Cortázar gato

El argentino que nos presentó un mundo lleno de Jazz en Rayuela o que nos hizo ver nuestras diferencias socio-económicas en el cuento “La autopista al sur”, también fue un aficionado a estos mamíferos. Cortázar tenía un gato llamado Teodoro W. Adorno (un nombre muy curioso para un gato), que un día apareció en su vida, se trataba de un gato negro callejero, que siempre cuidaba al volver a casa, no obstante un día al regreso el gato cínicamente  ignoró al escritor argentino,  ante esto el escritor no hizo más que continuar, ¡así es la vida felina!


Referencias:

Andón, P., Castro, A., Ibañez, A., Llop, J.C., Marsé, B., Pardo, C., Romero, F. & Sanz, M.  (2011).Perros Gatos y Lémures: Los escritores y sus animales. España: Errata Naturae.

Redacción Algarabía (2012) Top 10: Perros y gatos de escritores. Algarabía. Recuperado de http://algarabia.com/del-mes/top-10-perros-y-gatos-de-escritores/

Mateos-Vega, M. (2010).Los gatos, inseparables del escritor, sin relación con el mal que produjo el deceso. La Jornada. Recuperado de http://www.jornada.unam.mx/2010/06/20/politica/015n1pol

Senn, P. (1987).Tough Guys Write Poetry. Sunlight Here I Am: Interviews. Recuperado de https://bukowski.net/poems/int2.php

La información. (2016).El gato de Julio Cortázar se llamaba Teodoro W. Adorno. Recuperado de https://www.lainformacion.com/arte-cultura-y-espectaculos/literatura/el-gato-de-julio-cortazar-se-llamaba-teodoro-w-adorno_d6a6vr3tvgo2dnets9r0u1/

Estudiante de Psicología. Desde hace 20 años jugando a ser humana.

Be first to comment