10 Consejos para escribir divulgación científica

Compartir

julieta

Siempre es difícil escribir, pero es más difícil aún escribir divulgación científica. Empezando desde la concepción que se tiene de la misma, las razones para hacer divulgación o si es necesaria o no, hay muchos temas por discutir entorno a ella. Pero lo más importante, creo yo, es que se debe hacer por el interés genuino de compartir. Y sobre todo si tú estás haciendo ciencia.

Se le atribuye a Carl Sagan la frase:

Si quieres compartir tu amor por la ciencia te comparto estos diez consejos para hacerlo por escrito.

Que sea actual e interesante

Aunque nos gustaría que nuestro texto se lea por la eternidad, el avance de la ciencia hace que tus temas pronto sean rebasados. El mismo Asimov mencionaba que su primer cuento “Varados frente a Vesta” ya no tenía rigor científico pues se había descubierto que era un meteorito un poco distinto al que el describía. Asimismo, debes definir un público meta para que tu tema sea interesante. No le va a interesar igual el tema de los dispositivos móviles a los jóvenes que a los adultos mayores, por ejemplo. Asimov es uno de los escritores de divulgación científica más prolíficos de la historia. En este video vemos la opinión de Isaac Asimov sobre la necesidad de la divulgación científica.

No inventes

El texto que escribas no debe tergiversar las ideas del tema abordado. Debe mostrar dominio del tema y habilidad para describir la forma en como los conceptos tratados se interrelacionan en la disciplina, por lo que no te recomiendo que escribas de aquello en lo que no investigues o tengas experiencia. Debes ser honesto contigo y con tu lector y escribir sobre lo que te has preparado.

Julieta Fierro platica en esta entrevista mucho de esto que comentamos.

Evita ser altanero

La redacción y el vocabulario que manejes en tu texto no debiera necesitar de conocimientos especializados. Tu texto debe entenderse claramente, y si los hay, debes explicar términos que no se pueden cambiar para hacerlos claros al lector. El abuso del lenguaje técnico sin sentido te hace ver soberbio y aleja a la gente de tu texto.

Sé razonable

Cuida que la estructura del texto sea clara, ya que esto ayuda a que se entienda tu texto. Busca que lo que argumentas tenga una conclusión que se derive de lo discutido. Siempre que sea posible pon un ejemplo que clarifique.

 

¿Eres un escritor-divulgador? ¡demuéstralo!

Cuida que la redacción sea clara y que tu ortografía sea impecable. Busca la fluidez de la lectura del texto, principalmente cuidando el uso de comas y puntos. Prepara párrafos no muy largos para que sean de fácil lectura. Y no olvides poner en ellos algo que tenga sentido.     No olvides usar el diccionario, el normal y el de sinónimos y recuerda que debes leer mucho para poder escribir mejor.

Usa los apoyos gráficos

Las imágenes, tablas, o cuadros pertinentes con el texto, ayudan a comprender los conceptos y facilitan la lectura. Pero sobre todo atraen la mirada. Y ahora que se puede, si tu texto tendrá un respaldo electrónico, aprovecha el uso de vínculos a otros sitios o documentos, o como en mi caso, incrusta objetos que hagan más divertido el texto.

 

Contextualiza

El texto contextualiza el tema en el entorno inmediato de sus posibles lectores, o en una problemática que le sea cercana. Si el medio es local busca un problema local que esté relacionado con tu tema. En caso contrario busca una situación cercana a tu público meta.

 

Integrar ideas de diversas disciplinas

Si es posible marca las relaciones del tema tratado con diversas disciplinas que están relacionadas. Esto permite ver que la ciencia no es un hecho aislado, y que con estas relaciones se muestra como la ciencia es una cultura. Si las disciplinas además no son lo que normalmente se llama científicas será mejor, pues mostrará que la ciencia forma parte de la cultura humana.

 

Llama a la acción

Se aborda al menos una acción para aprovechar el escrito: indica lecturas, propón actividades, informa sobre actividades, u organizaciones con quien ahondar en el tema.

No olvides la ética

Es importante que tengas un respeto por el papel de divulgador. Esto implica que seas coherente con lo que predicas y siempre estés preparándote, leyendo, investigando, consciente de los temas que aquejan a la sociedad y la forma en cómo puedes aportar a la misma.

Mira como Julieta Fierro debate con Mausán acerca de estos temas extraterrestres.

Otro ejemplo aquí es importante. En este video de Tim Minchin podemos disfrutar de un poema que aborda varios temas de seudociencias con un humor muy interesante.

 

Si bien son muy conocidos tanto Isaac Asimov como Carl Sagan, también es importante conocer a nuestros divulgadores mexicanos. Es por eso que he incluido a Julieta Fierro, en la entrevista arriba mencionada y también te presento a Ruy Perez Tamayo, con su charla “Diez razones para ser científico”

Si deseas saber más sobre divulgación científica puedes visitar la página de la Sociedad Mexicana para la Divulgación Científica (SOMEDICYT), la revista Spinor o http://www.elementos.buap.mx/Elementos, de la BUAP.

Divulgador científico. Matemático de formación, apasionado de la ciencia y la tecnología, sobre todo de los robots.

Be first to comment