10 pasos para no fallar en la Divulgación

Compartir

globos

Cuando era muy joven me encontré con la revista Muy Interesante, que me encantaba porque abría el horizonte hacia otro tipo de conocimientos científicos que yo no tenía. Como este video de un artista que ha creado un instrumento nuevo, el Modulin:

También recuerdo la serie de Odisea Burbujas que sin ser estrictamente científica mostraba personajes históricos, viajes en el espacio y el tiempo y dentro de los libros. Valoraban el conocer, el aprender y el pensamiento crítico, así como la imaginación. ¿Te acuerdas de su canción de inicio?

Estos son ejemplos de vías de acercar a la gente, a los niños a la ciencia. Lo cual es el objetivo de la divulgación científica.

La divulgación científica es una actividad importante en nuestros días porque permite ayudar a que las personas se enteren de los conceptos científicos, los valoren e inclusive puedan tomar decisiones informadas respecto temas que los involucren.

Pero el peligro de hacer mal esta actividad es que termines alejando a la gente de la ciencia.

Hace tiempo fui con mi familia a un evento en el que se iban a lanzar globos de cantolla desde un parque. El evento indicaba que iban a explicar cómo funcionaban y lo iban a relacionar con conceptos de física, matemáticas y otras ciencias.

El uso de estos globos hacía atractivo el evento, así como la hora, 10:30 de la mañana, y el sitio, un hermoso parque.

Sin embargo, los fallos de la actividad fueron tales que la experiencia fue realmente desastrosa y nos fuimos realmente desilusionados. De hecho, queda como ejemplo de lo que no debes hacer. Van algunos de los errores.

1.Evita ponerlo como algo obligatorio

Lo primero que observamos es que el evento estaba organizado por estudiantes de una escuela normal, y al parecer era una tarea. Esto no es malo por sí mismo, pero estas actividades salen mejor si quien las hace tiene amor por lo que hace y solo espera algo a cambio. Esto lo he observado en museos de ciencia donde en vez de contratar personas para dar los recorridos ponen prestadores de servicio social, que a la tercera sesión ya están hasta de malas.

2.Procura practicar en el sitio previamente

Era evidente que era la primera vez que iban al lugar. Esto se nota porque nadie sabía dónde colocar a la gente, donde colocarse ellos, donde armar, donde prender las mechas de los globos.

3.Debes ser puntual

La famosa puntualidad mexicana se debe aplicar al usuario, a quien va dirigido el taller o exposición, no así a los talleristas. En este caso llegaron 40 minutos tarde, cuando lo ideal era haber llegado 30 minutos antes. Lo impresionante es que el que llegó más tarde fue el profesor que puso la actividad.

4.Debes ser serio

La seriedad se evidencia desde la puntualidad hasta llevar las cosas preparadas, saber de lo que estás hablando, y saberlo de verdad. Seriedad no es estar con cara larga, sino evitar hablar con malas palabras y dar mal ejemplo en la actividad. Veamos lo que hace Neil De Grasse Tyson con este tema de la seriedad

 

5.Trata dar conceptos bien articulados

Esta es la parte más crítica de la actividad. Si el objetivo no solo era entretener sino hacer divulgación científica, la actividad debía conectar directamente con los conceptos a tratar. En este caso solo recitaban conceptos como presión, temperatura, pero no indicaban la relación con el globo, por lo que seguramente los que asistieron ya han olvidado lo recitado y nunca nos enteramos porqué los globos flotaban. Veamos lo que Eduardo Saenz de Cabezón recomienda para que los conceptos se entiendan mejor, contando historias:

6.Procura seguir siempre medidas de seguridad

Con asombro vimos como un par de veces el globo de incendiaba, y en la segunda ocasión cae sobre una de las señoras que estaba ayudando a su hijo y por poco se quema. No llevaban extintor. ¡Estaban exponiendo a la gente a un peligro!

7.Consigue los permisos

No ocurrió, pero me imaginaba a los miembros de seguridad del parque corriendo a ver qué pasaba y pidiendo a la gente que se alejara.

Siempre, siempre que vayas a hacer algo verifica si tienes que solicitar algún permiso, no vaya a ser que te vayan a correr del lugar.

8.Procura tener material suficiente

Esto es muy común e inclusive a mí me ha pasado. Para eso llegas temprano, para contar el material, para saber a cuantas personas les puedes apoyar.  Y tener siempre un plan B. En nuestro caso siempre llevamos prototipos para hacer una exhibición inmediatamente después de que se terminó el material.

9.Organiza a tu gente

No olvides decirles cuál es su papel, que es lo que van a decir, donde intervienen ¡antes del evento! Se ve horrible que en ese momento se quieran poner de acuerdo y todo se empiece a poner complicado por la falta de organización.

10.Toma agua y respira

Repetimos, estas actividades deben hacerse por amor, por el placer que te da compartir lo que has aprendido, lo que sabes hacer, lo que te has enterado. Y por eso disfrútalo. Si lo vas a hacer estresado es posible que las cosas salgan mal.

Estos son algunos consejos que te puedo dar desde mi experiencia. Son para actividades en las que estás frente a personas que podrían convertirse en futuros científicos tan solo porque les despertaste la curiosidad por tu tema. Esa es la gran responsabilidad y la gran obra que puedes hacer.

Parafraseando a Hawking:

Los ciudadanos de una sociedad democrática deben ser conscientes de que la ciencia y tecnología son pilares para el desarrollo de los pueblos. El conocimiento de los conceptos básicos de la ciencia y la tecnología mediante la divulgación científica puede lograr que ciudadanos que con conocimiento de causa pueden tomar decisiones informadas, y no solo por que lo digan los expertos.

 

 

Divulgador científico. Matemático de formación, apasionado de la ciencia y la tecnología, sobre todo de los robots.

Be first to comment