Consejos de vida por un profe de conta: reseña de “Buenas tardes, señorita…”

Compartir

A lo largo de mi historia escolar, me he encontrado con profesores de todo tipo: los barcos, los buena onda, los que siempre llegan tarde, los que odian su trabajo y, por supuesto, los que enseñan lo mismo que aprendería si viera media hora la pared. Sin embargo, mis experiencias con los agentes docentes han sido más agradables que las de muchas otras personas que conozco.

buenas tardes

Por ejemplo, el protagonista de Buenas tardes, señorita… (Nitro/Press, 2016), el nuevo libro de Rodrigo Durana, lidia todos los días con la dulce directora de la facultad donde trabaja. Si yo me quejo de tener a algunos profesores cuatro horas a la semana, el maestro de contaduría de esta novela es acechado por su superiora durante cada jornada de lunes a viernes.

El texto comienza con una de las escenas más desgarradoras que pueden llegar a pasar los vatos que llevan una vida independiente de soltería: la pérdida de una mascota. Barbie, la perrita chihuahua del profesor de conta, muere en sus brazos no sólo para hacerlo llorar toda la noche, sino para ahondar en los sentimientos de tristeza, impotencia y coraje que encierra su miserable condición de vida.

Así, la olla exprés que representa el señor contaduría eleva su temperatura paulatinamente, gracias a arquetipos milenarios que, desgraciadamente, enfrentamos día a día: policías gandallas, compañeros de trabajo ineptos y barberos y, en la cúspide, un jefe de trabajo embebido por el poder.

La Señorita Directora (porque aún no se ha casado) logra establecer un mecanismo de control sobre los profesores adscritos a la facultad que ella representa/gobierna. Dicho mecanismo no se limita a la vida laboral de sus subordinados, sino que permea en la forma en cómo se relacionan con el mundo, sus hábitos y comportamientos.

Buenas tardes, señorita…, incluida en la colección Cuadernos de Nitro/Press, es una lectura obligatoria en este #BackToSchool y fin del cuatrimestre para recordarnos que la vida escolar y la laboral nunca son lo suficientemente malditas.

¿Quién es Rodrigo Durana?

Profesor de la Escuela de Cine y de la Preparatoria Emiliano Zapata, ambas de la BUAP. Tiene publicados dos libros de cuentos: El Güevón, oclusión ultracostumbrista (2007), El calzón de Margarita (2008) y de teatro: El Planeta de los Simios no es de Kubrick (2001). Es director del grupo de teatro El Pez y conduce el programa Ay, Guajo en Radio BUAP
IMG_20160311_162750023

Rodrigo Durana (izquierda) y Óscar Alarcón (derecha) en la presentación de “Buenas tardes, señorita…” en la XXIX Feria Nacional del Libro BUAP.

Peor que un encuestador del INEGI.

Be first to comment