Alimentos enlatados

Compartir
canned-501606_960_720
txt: PACO RUBÍN

El mundo cada vez más acelerado –aunado a la evolución y desarrollo tecnológico- ha provocado la simplificación en la vida del ser humano.

Antes era la rueda, posteriormente la rueda tirada por caballos. Finalmente el automóvil. Y como este ejemplo existen un sin número que han hecho sencilla la compleja vida del hombre moderno.

Un ejemplo de esta simplificación son los llamados alimentos enlatados. Éstos han ayudado al hombre a “ahorrar tiempo” dentro de sus saturadas actividades.

Todo ello debido a que no puede evitarse esta necesidad fisiológica, si no, ya hubiera desaparacido la palabra alimento de la rutina.

La simplificación es la principal característica de la tecnología en la vida del hombre actual.

Esta simplificación deriva de la prisa que tiene el ser humano hoy en día. Y esta prisa es uno de los factores determinantes de los desarrollos tencológicos.

Pretenden facilitar la vida, acortar distancias, simplificar procesos…

Algunos relacionan esta simplifación con la aparicion de los grandes avances tecnológicos, logrando un desarrollo más cómodo y más universal. La comida enlatada: una nueva forma de alimentación, es el resultado del ajetreado mundo moderno.

Los desarrollos tecnológicos pretenden “facilitar” la vida de la manera más breve posible, como los enlatados pretenden “alimentar de la manera más práctica posible”

Sin embargo, estos desarrollos tencológicos provocan alteraciones en la mente humana. Se olvidan de las relaciones interpersonales, de la capacidad de asombro, de la creativiad, del desarrollo de la memoria; así como es de todos sabido que los alimentos enlatados también presentan esas alteraciones en sus componentes, al estar hechos de conservadores y sustancias químicas que les ayudan a no perecer.

No se trata únicamente de crear alimentos enlatados solamente para “ahorrarle tiempo” al hombre moderno. Deben existir como una respuesta a un mundo evolucionado, y como una opción más de alimentación, que además de ser práctica se vuelva nutritiva al organismo humano. Lo mismo debe suceder con los avances tecnológicos, deben de existir como herramientas al servicio del desarrollo humano, sin convertirse en el proceso prioritario que lo rija.

Hay que recordar que los alimentos enlatados duran hasta su fecha de caducidad y hasta que el tendero los exhibe en su mostrador.

Dentro de estos “enlatados”, se encuentran las lecturas en formatos digitales

Aquellas que se han adaptado a los envases de consumo.

Esto no implica que se preparen de manera irresponsable.

Su escritura, al estar al alcance de los consumidores lectores, deberá poseer ingredientes favorables para la salud intelectual.

Los alimentos enlatados ayudan al ser humano a simplificar su vida, pero no deben simplificar su salud. Deben elaborarse cumpliendo normas de calidad, y deben consumirse antes de su fecha de caducidad.

Lo mismo debe suceder con los avances tecnológicos.
No sabía usar el abrelatas. Y sin embargo aprendí…
Pero no olvidé mi mano para cortar los frutos de los árboles…

Estación de radio de @BUAPoficial

Be first to comment