Güeros, para muchos críticos, la mejor cinta nacional del 2014.

Compartir
gueros_pelicula4

La cinta, que cuenta la historia de un grupo de jóvenes que a bordo de un auto viejo buscan a un rockero olvidado, tuvo un recorrido exitoso por los festivales internacionales a los que asistió antes de ser estrenada en nuestro país.

Txt: Paco Coca

Güeros ganó los premios de la Juventud y Horizontes Latinos en el Festival de cine de San Sebastián, en España. También se llevó el Premio del Jurado en el AFI (American Film Institute). La multigalardonada película ha llamado la atención por su estilo de fotografía blanco y negro que juega en una primera parte con las tomas fijas, que evoca sin duda la cinta de culto del estadounidense Jim Jarmusch: “Más extraño que el paraíso” (“Stranger tan Paradise”, EU, 1984). Y en la segunda mitad cautiva con una cámara en mano que brinda tributo al cine francés de la década del 60, de la corriente conocida como Nouvelle Vague o Nueva Ola, donde también se narraban historias de jóvenes que buscaban su sitio en una sociedad que los excluía.

La cinta está ambientada a finales del siglo XX, en el marco de la huelga estudiantil de la UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México), un tema `delicado´ que ha evadido el cine mexicano, aún el producido por esta institución educativa. Ruiz Palacio comenta que él no pudo entrar a la UNAM por la huelga y se fue a estudiar a Londres, por eso decidió ambientar su película en ese periodo, donde sus personajes se declaran “en huelga con la huelga” y asumen la apatía como una nueva forma de actitud revolucionaria.

gueros (1)

Es esta forma de abordar la polémica huelga la que ha desatado feroces críticas contra la película. En el estreno de la cinta en Nueva York, dentro del Festival Tribeca que auspicia Robert de Niro, la escritora mexicana Malú Huacuja del Toro, encaró al director y lo cuestionó duramente por su postura “burguesa” contra una huelga que buscaba evitar la privatización de la educación en México. El director ha evitado esa polémica al decir que la huelga sólo es telón de fondo de su historia, pero ha sido uno de los temas recurrentes al hablar de ella.

Es común que los reflectores los acapare el director, pero en este caso es importante destacar el trabajo de Gibrán Portela como coguionista de la cinta, quien es un escritor egresado del CCC (Centro de Capacitación Cinematográfica). Portela coescribió la Jaula de Oro, cinta sobre la migración rumbo a EU de unos niños guatemaltecos, y que arrasó en los Arieles del 2014. Al parecer, Portela se ha especializado en las road movies, estas cintas que tienen un vehículo o la carretera como su principal escenario, y es uno de los guionistas jóvenes a seguir en el cine mexicano.

La road movie del cine mexicano

guerosEl camino de Güeros fue el mismo seguido por otras producciones mexicanas que han llegado a la cartelera comercial, como si se tratara de la propia road movie, la cinta viajó por todo el mundo en Festivales y después recorrió los circuitos de la Muestra Internacional de Cine de la

Cineteca Nacional, la cual celebra gran cantidad de funciones con salas llenas en el Distrito Federal, pero sufre de una raquítica presencia en los estados.

Claro ejemplo es Puebla, donde Güeros se proyecta dentro de la Muestra donde las películas sólo se exhiben un día y en una sola sala, la cual fue del Complejo Cultural Universitario de la BUAP. La ventaja de estos circuitos es que, si bien sólo ven las películas pocas personas, es la publicidad de boca en boca la que hace ruido para dar a conocer estas cintas que no tienen dinero en publicidad.

Un par de meses después, Güeros al fin llegó a las salas comerciales y en Puebla se estrenó una semana antes de Semana Santa. Llegó junto a otra película mexicana que también ha recibido buenas críticas: González, y cabe señalar que se proyectaron en pocos cines. Por lo tanto, las condiciones en las que llegan, ambas cintas mexicanas, a la cartelera comercial son desventajosas. Güeros salió de inmediato de la cartelera con la llegada de vacaciones y el estreno de las producciones fuertes de Hollywood.

Según datos del Anuario Estadístico del Cine Mexicano, publicado por el Instituto Mexicano de Cinematografía, apenas un 33% de las películas mexicanas estrenadas en cartelera llegan a DVD o Blue Ray, la mayoría con una distribución tan corta que es difícil encontrarlas. Casos como el de “El Premio” de Paula Marcovich, que hace unos años arrasó en los festivales pero nunca llegó a los cines, son una constante en nuestro cine.

Esto, sumado a la falta de publicidad, limita mucho su impacto en la audiencia, más cuando se trata del debut de un director. Uno de los datos positivos que arroja el Anuario de IMCINE (Instituto Mexicano de Cinematografía), es que la producción de segundas y terceras películas han superado a las Óperas Primas (o debuts), lo que quiere decir que los directores ya no sólo debutan, sino que pueden aspirar a seguir filmando, lo que significa que probablemente tendremos una nueva cinta de Ruiz Palacio, que seguramente mantendrá esta mirada fresca y polémica que le hace muy bien a la cinematografía mexicana.

Güeros arrasó en la edición 2015 de los Arieles, lo que le valió un fugaz regreso a la cartelera comercial.

*Publicado originalmente en CHIDO BUAP 129

Estación de radio de @BUAPoficial

Be first to comment