Adquiere BUAP una de las supercomputadoras más poderosas de América latina

Compartir

LNS-VEM_0554Es el equipo de mayor procesamiento y ahorro de energía en América Latina, e incluso en Iberoamérica.

El LNS se concibió a finales de 2013, se aprobó en mayo de 2014 y empezará a funcionar en enero próximo; un tiempo récord para ser uno de los mejores del país

El Laboratorio Nacional de Supercómputo del Sureste de México (LNS), cuya sede es la BUAP, adquirió una de las supercomputadoras más poderosas, con el mayor procesamiento y ahorro de energía del país y de América Latina, afirmó el Rector Alfonso Esparza Ortiz durante la presentación de las características técnicas de dicho equipo, el cual llegará a la Institución a finales de la próxima semana y estará funcionando en enero de 2015.

“Este será el inicio de un gran proyecto, de gran alcance, ya que está dirigido a la formación de cuadros, reforzar los programas de posgrado, optimizar la investigación y contribuir en el desarrollo del país”, subrayó.

La mejor oferta para este equipo de supercómputo fue presentada por la compañía japonesa Fujitsu, seleccionada sobre otras marcas por su arquitectura y tecnología de punta, que permiten garantizar la escalabilidad, rentabilidad, eficiencia, soporte y expansión del sistema a un costo competitivo en el futuro. Esto garantiza la estabilidad y puesta en marcha de la supercomputadora de LNS, de acuerdo con el responsable técnico del proyecto, Humberto Salazar Ibargüen.

Durante  la exposición de las características técnicas del equipo, en la Biblioteca Central Universitaria, el Rector Alfonso Esparza Ortiz destacó que el LNS proveerá a los investigadores de una herramienta de soporte computacional de alto desempeño, para elevar la competitividad en la generación de conocimientos en diversas áreas, en cada una de las instituciones que conforman el consorcio: BUAP, Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE) y Universidad de las Américas Puebla (UDLAP).

A su vez, Salazar Ibargüen explicó que la Institución adquirió una de las supercomputadoras más poderosas del país, de América Latina e Iberoamérica, por lo que el LNS será un centro único en su clase en el país. “El equipo adquirido por la BUAP es más potente que las supercomputadoras de la UNAM y del Instituto Potosino de Investigación Científica y Tecnológica. Incluso es mejor que los equipos de este tipo en España”, señaló.

Dicho proyecto se planteó durante la elaboración del Plan de Desarrollo Institucional, con el objetivo de impulsar la internacionalización de la BUAP a la par de tener una herramienta tecnológica de vanguardia, que permita hacer modelos computacionales complejos y desarrollar investigaciones en ciencia básica y aplicada, en las instituciones de la región y el país.

El siguiente paso, indicó Salazar Ibargüen, “es competir por la consolidación del proyecto y buscar su autofinanciamiento, para que este equipo sea rentable y pueda renovarse dentro de cinco años, conservando así su posición de liderazgo”.

Masahiko Yamada, presidente mundial de la División Soluciones Técnicas en Computación del Grupo Fujitsu, habló sobre las características de dicha empresa, la cual se caracteriza por escuchar las necesidades de los investigadores para proporcionar el equipo adecuado. “Será un placer contribuir al éxito de la Universidad, porque su éxito será el nuestro”, dijo.

Por su parte, Alberto Carramiñana Alonso, director del INAOE, consideró que este equipo adquirido con las aportaciones del Conacyt y del consorcio que integran con la BUAP y la UDLAP, “representa una visión extraordinaria en infraestructura científica”.

Be first to comment